Materia

Papel

Materia

Parece ser que “materia” comparte su raíz con “madera”. Esta raíz es la latina “mater”, es decir, madre. Y resulta curioso que, efectivamente, la materia que utilizamos para nuestras joyas, el papel, y la madera tengan la misma madre.

 

¿Pero es ese el valor real de nuestras joyas: su material? Es cierto que es algo que las distingue de las de la mayoría de joyeros pues no son piedras ni metales preciosos pero nadie parece apreciar demasiado un trozo de papel. Aunque por algo se empieza.

¿Es el diseño, la forma y estética de nuestras joyas, lo que les dá valor? Bueno, realmente tenemos buen gusto y quien se las pone encima también. Pero quizá nuestra colección “Valor añadido” nos de la respuesta. El diseño es, efectivamente, lo que le da valor a nuestras joyas. Bueno, parte de su valor. Una vez diseñadas, se añade valor al papel al fabricarlas según ese diseño previo, al darle forma a su delicada materia de celulosa. Es decir, que lo que hace que nuestras joyas tengan valor, sean valor, es el inmenso trabajo artesano que las constituye, que hay tras ellas y que no se ve ni se toca su textura.

 

Escribimos este post para invitaros no solo a valorar estos objetos en sí (de forma estética) sino como productos del trabajo, de un trabajo que lleva mucho amor en cada hora del mismo.